Desde Tàndem hemos apostado desde el inicio por el trabajo en equipo como una manera de ampliar los recursos que se dedican a cada sesión.

A la persona que nos consulta le es designado un profesional de referencia, con quien el cliente interacciona habitualmente en las sesiones, pero a lo largo del proceso terapéutico es todo el equipo de profesionales quien  realiza el seguimiento del caso. 

Con el fin de mejorar continuamente la intervención psicoterapéutica, periódicamente, en las sesiones de supervisión, el equipo se reúne para plantear los casos que en ese momento están en proceso. De esta manera el equipo de profesionales es un recurso más para el desarrollo de la terapia.

De esta manera cada psicoterapeuta, siempre con el consentimiento explícito de la persona que consulta y bajo total confidencialidad,  cuenta con el apoyo y la visión de todo el equipo a la hora de determinar la estrategia terapéutica más adecuada a cada caso.